La Experiencia de Viajar

image

La idea de que viajar para tomar un descanso es un lujo, ha estado presente en nuestra sociedad por muchos años, quizás porque se han mostrado los viajes como una actividad turística y de recreación que solo aquellos que disponen del capital suficiente pueden disfrutar. Hoy en día existen muchas experiencias de personas que han decidido viajar con poco dinero a través de formas no convencionales utilizando plataformas virtuales donde tienen la oportunidad de contactar con personas de otros lugares que ofrecen hospedaje a cambio de experiencias de intercambio cultural. Esto por mencionar una de las tantas formas que existen.

Desde otra perspectiva, viajar es una de las mayores fuentes de bienestar, de cambio y de crecimiento que existen, pues permite cuestionarnos y flexibilizarnos ante nuestros propios puntos de vista y el de los demás permitiendo que seamos más tolerantes con nosotros mismos. Adicionalmente, nos lleva a relajarnos, aperturarnos y a mantenernos en el momento presente viviendo cada instante.

Todas estas experiencias tienen el potencial de modificar nuestra manera de vernos a nosotros mismos y a las demás personas porque nos saca de nuestra zona de confort y/o de nuestros condicionamientos. Como experiencia de vida permite un crecimiento incalculable.

Imagínese una persona con miedo a las alturas montándose en un avión o a alguien tímido intentando comunicarse con otra persona para obtener la dirección de un lugar que desee visitar.

Los viajes son más que una actividad meramente recreativa, son excelentes oportunidades de desafiar y superar miedos y limitaciones que alimentan imágenes distorsionadas de nosotros mismos y  debilitan nuestro poder personal y autoestima.

Por: Izamar Navas (Psicóloga Clínica, Actriz, Viajera…)